FUERO DE ATRACCION – Verificación de créditos laborales. Inadmisibilidad de la pretensión. Art. 37 Ley 24522. Pretensión de que se reanude el procedimiento contra los co-demandados físicos en su calidad de integrantes del directorio de la empresa empleadora. Improcedencia. Proyección de los efectos de la cosa juzgada

EXPTE. 27.583/05 S.I. 9.668 - “Pastrana, Néstor Guillermo c/TGA S.A. y otros s/Despido” – CNTRAB - SALA IX – 15/06/2007

“Conforme lo sostuviera este Tribunal en los autos “Flores Pérez, Javier Raúl y otro c/Sanatorio San Cristóbal S.A. s/Despido”, S.I. Nº 9.452 del 22/3/07, si los procesos en los cuales se agotó el trámite de cognición deben permanecer radicados en sede comercial, idéntico temperamento cabe aplicar respecto de aquéllos reclamos en los cuales el juez a cargo del proceso universal ha emitido un pronunciamiento expreso acerca de la admisibilidad –o inadmisibilidad– de la pretensión verificatoria, sin que altere dicha solución, la circunstancia de que el acreedor haya instado –o no– el trámite de revisión normado por el artículo 37 de la Ley 24.522.”

“En relación a lo manifestado por el apelante respecto a los co-demandados físicos, contra los que pretende se reanude el procedimiento, cabe manifestar que, en este caso particular, y tal como llega planteada la cuestión en esta alzada, la acción dirigida contra ellos se sustentó en que eran los únicos integrantes del directorio de TGA S.A., de manera que los efectos de la cosa juzgada se proyectan inevitablemente sobre los mismos, si se tiene en cuenta que se declaró en el Fuero Comercial, la inexistencia del crédito del actor.”

 

Buenos Aires, 15 de junio de 2007.//-

Y VISTOS:

Llegan las presentes actuaciones a conocimiento de esta alzada para resolver el recurso de apelación deducido por la parte actora a fs. 74, destinado a cuestionar la resolución del Sra. Juez “a-quo”, quien en virtud de lo manifestado por la demandante a fs. 37, y lo informado por el Juzgado de Primera Instancia en lo Comercial Nº 19, Secretaría Nº 37 a fs. 72., resolvió tener por finalizadas las presentes actuaciones y ordenar su archivo (ver fs. 73)).-

Y CONSIDERANDO:

I- Adelanta el Tribunal que la queja intentada no () habrá de tener favorable recepción en esta alzada.-
En efecto, de las constancias agregadas a la causa, surge que el actor solicitó en sede comercial la verificación de ciertas acreencias a su favor, y que su pretensión fue declarada inadmisible (ver presentación de fs. 37 e informe de fs. 72), con lo cual, rige en el caso lo previsto por el artículo 37 de la Ley 24.522, el cual establece que “la resolución que declara verificado el crédito y, en su caso, el privilegio, produce los efectos de cosa juzgada, salvo dolo”.-
En tal sentido, este Tribunal ha sostenido en un caso de aristas similares al presente, que en tanto la verificación constituye un proceso de cognición análogo al procedimiento ordinario, cabe concluir que se ha emitido un pronunciamiento jurisdiccional que consideró la inadmisibilidad del reclamo efectuado por el actor, conclusión que claramente obsta a la procedencia de la presente demanda, ya que se trata de idéntico reclamo (en similar sentido esta Sala “in re” “Ortega, Luis c/Firme Seguridad y otro s/Despido”, S.I. 9.536, del 30/4/07)

Por otra parte, y conforme lo sostuviera este Tribunal en los autos “Flores Pérez, Javier Raúl y otro c/Sanatorio San Cristóbal S.A. s/Despido”, S.I. Nº 9.452 del 22/3/07, si los procesos en los cuales se agotó el trámite de cognición deben permanecer radicados en sede comercial, idéntico temperamento cabe aplicar respecto de aquéllos reclamos en los cuales el juez a cargo del proceso universal ha emitido un pronunciamiento expreso acerca de la admisibilidad –o inadmisibilidad– de la pretensión verificatoria, sin que altere dicha solución, la circunstancia de que el acreedor haya instado –o no– el trámite de revisión normado por el artículo 37 de la Ley 24.522.-

En relación a lo manifestado por el apelante respecto a los co-demandados físicos, contra los que pretende se reanude el procedimiento, cabe manifestar que, en este caso particular, y tal como llega planteada la cuestión en esta alzada, la acción dirigida contra ellos se sustentó en que eran los únicos integrantes del directorio de TGA S.A., de manera que los efectos de la cosa juzgada se proyectan inevitablemente sobre los mismos, si se tiene en cuenta que se declaró en el Fuero Comercial, la inexistencia del crédito del actor.-
Por los fundamentos expuestos, corresponde confirmar el decisorio de fs. 73.-

II- Sin costas en la alzada.-

Por todo lo expuesto, y compartiendo el dictamen del Ministerio Público obrante a fs. 86, el TRIBUNAL RESUELVE: 1)Confirmar el decisorio de fs. 73;; 2)Sin costas.-
Cópiese, regístrese, notifíquese y oportunamente, devuélvase.//-