CONCURSO PREVENTIVO. GRUPO ECONOMICO. Control societario. Solidaridad. Improcedencia. Teoría de la inoponibilidad de la personalidad jurídica. Art. 54 Ley 19.550. Necesidad de prueba fehaciente de la existencia del grupo económico  

“Lake Tahoe S.A. s/ Concurso preventivo (incid. de revision por Textil Iberá S.A.)” - CNCOM - 08/05/2009 

“Debe ser acreditada fehacientemente la existencia del grupo económico, no resultando suficiente la acreditación de algunos puntos de conexión entre las sociedades. El concepto de grupo implica que varias sociedades jurídicamente independientes actúan bajo una dirección unificada, que determina el rumbo de sus decisiones, configurándose desde el punto de vista económico una única empresa.”

“En nuestro ordenamiento ni el conjunto económico, ni el control en los términos de la LSC:33, justifican por sí mismos la aplicación de la teoría de la inoponibilidad de la personalidad jurídica (LSC:54), ni determinan la solidaridad en las obligaciones asumidas por cada una de las sociedades del grupo.”

“No puede efectuarse una aplicación irrestricta de la teoría receptada en el art. 54 de la ley de sociedades sin vulnerar los principios de la organización societaria y aquellos tenidos en mira por el legislador al diseñar tal instituto.”

“Para la aplicación del dispositivo legal previsto en la norma, la actuación de la sociedad debe haber sido utilizada para encubrir la consecución de fines extrasocietarios, constituir un mero recurso para violar la ley, el orden público o la buena fe, o para frustrar derechos de terceros (conf, LSC 54). En dicho marco, únicamente cuando la persona jurídica traspone los fines para los que fue creada y abusa de la forma que le fuera concedida, es posible desestimar la personalidad para considerar la responsabilidad de las personas físicas o jurídicas que se ocultan detrás.”

“De la prueba aportada por el incidentista se advierten numerosas vinculaciones entre las sociedades mencionadas como integrantes del grupo al que denominó “Severino”, sin embargo no se cuenta con evidencia fáctica suficiente para concluir que tales conexiones determinen la existencia de un grupo de sociedades que se encuentre bajo una única dirección, o que la fallida ejerza sobre las demás un dominio en la toma de decisiones.”

“La prueba que la incidentista aportó a la causa es demostrativa de las relaciones que existen entre las sociedades, mas no resulta de esta la acreditación del abuso de la personalidad jurídica exigida por la ley para tornar viable la aplicación del instituto de la desestimación de esa personalidad.”