CONCURSO PREVENTIVO. Verificación de créditos. Derechos intelectuales. Empresas licenciatarias de servicios de televisión. Difusión de piezas musicales. DERECHOS DE TELEDIFUSION. Modo de liquidar derechos de teledifusión pretendido por SADAIC. Aranceles. Base de cálculo. Lapso posterior a 2001. Liquidación que toma como base el 1,5% de los ingresos brutos de cada teleradiodifusora. Alcance de la expresión “ingresos brutos”. Deducciones. Art. 14 Bis de la Convención de Berna “Telearte Empresa de Radio y TV s/ conc prev s/ inc de rev por S.A.D.A.I.C s/incidente de revisión” – CNCOM – 09/02/2010

“Se halla fuera de controversia que el porcentual a ser aplicado para la liquidación de los derechos es el 1,5% de los “ingresos brutos”, pero la concursada admite como legítimo la aplicación de ese 1,5% sobre los ingresos brutos resultantes de la detracción de ciertos conceptos (descuentos comerciales a clientes, ingresos por ventas de programación, ingresos por cobro de intereses), mientras que la acreedora insiste en que hay que computar la totalidad de los ingresos.”

“El hecho que S.A.D.A.I.C. efectuara las liquidaciones según lo que ella entendía pertinente, no puede significar sin más, puesto el punto en tela de juicio, que le asistiera derecho para proceder así.”

“La ley 25.140 aprobó parte de la Convención de Berna, en la que se incluye el art. 11 bis, y que la remuneración a los autores musicales se logra en nuestro país a través de S.A.D.A.I.C. (ley 17.648 y dec. reglamentario 5146/69)…Puede concebirse que medió a lo largo del tiempo una interpretación por parte de ambas litigantes acerca de cuál debía ser el alcance de la expresión “ingresos brutos” (arg. art. 218, inc. 4to., Cód. de Comercio), o bien podría entenderse que la exigencia de la buena fe en las relaciones jurídicas (art. 1198, Cód. Civil), hacía que, por los propios actos precedentes de los intervinientes, éstos interpretaran cómo debían quedar recortados los “ingresos brutos” a los fines de aquí se trata. No sería admisible ahora volver sobre esos actos precedentes para autorizar una conducta contradictoria.”

“…S.A.D.A.I.C. no logró demostrar la existencia de su crédito por “derechos de teledifusión” en medida que excediera lo ya verificado y en los términos del art. 32, LCQ, o sea que dejó insatisfecha la carga probatoria que tenía atribuida en autos según el régimen del art. 377 del CPCC.”

“El modo de liquidar derechos de teledifusión pretendido por S.A.D.A.I.C. no parece encuadrarse en la tipología de sistemas de fijación de aranceles que ha explicado la doctrina. En la categorización de los mecanismos de determinación de derechos que se ha efectuado, uno es el de la proporcionalidad sobre los ingresos y el otro el de suma global (v. ponencia del representante de la República de Chile, Santiago Schuster Vergara al “V Congreso internacional sobre la protección de los derechos intelectuales”, celebrado en Buenos Aires en 1990, publicada en libro de ponencias, Zavalía, Bs. As., 1990, p. 91/100, capítulo sobre “El precio de la música”, p. 96).”

“Según la explicación doctrinaria citada, en el sistema de proporcionalidad, basado en los ingresos, no se especifica que no puedan contabilizarse deducciones en la medida de lo razonable, ni que los particulares mecanismos de arancelamiento queden en definitiva deferidos al “acuerdo amistoso” o bien a la autoridad competente. Tampoco exige la doctrina que los ingresos de los que se parta sean los ingresos brutos, y no los netos. En realidad, pareciera que es posible fijar el arancel teniendo en cuenta una combinación de ambos tipos de ingresos, con abstracción de aquella tipología entre ingresos brutos y netos, cuya traspolación a este campo de los derechos intelectuales desde la órbita del derecho tributario o de la contabilidad puede generar confusiones. Se desestimará, en suma, el incidente de revisión promovido por S.A.D.A.I.C.”