ANÉCDOTAS DE LA VIDA PROFESIONAL (otra manera de conocer la realidad)

Hoy escriben: los lectores

CUANDO UNA PUERTA SE CIERRA, UNA VENTANA SE ABRE (*)

 

Hacía tiempo que un joven cliente venía consultándome sobre distintos temas, todos simples, de fácil respuesta. Pasó un tiempo largo sin tener novedades de él hasta que un día me llama angustiado, hacemos una cita y me cuenta que con la intención de comprar una casita en la Pcia de Bs As se acercó a una inmobiliaria que publicaba en los diarios una atractiva propuesta.

La primer casa que le ofrecieron, le gustó, y dejo un importante adelanto, como pasaban las semanas y no tenia novedades le ofrecieron otra vivienda, en otra localidad. Dado que el importe era mayor le presentaron un “financista”, para poder llegar a cubrir la diferencia; fueron a ver el inmueble en cuestión y aquí lo interesante: ingresaron a ver la casa, por una ventana!!!

La cuestión no quedó allí, mi cliente comenzó a dar adelantos para “gastos” y hasta adelantar la primer cuota de un préstamo que aun no se había pactado!!!

Sospechó que algo no andaba bien cuando ya no lo ubicó más en el celular al financista, ni encontró a la inmobiliaria. Cuando se comunicó conmigo ya todo estaba “liquidado”. Le pregunté si no le parecía sospechoso visitar una casa a comprar, entrando por una ventana, o que a quien va a resultar el prestamista, empiece prestándole dinero antes. ¿ Y la consulta previa con el abogado? Bien, gracias.

Dr. RICARDO DANIEL LERNER

 

 

Citar: elDial.com - CC2D3E


Publicado el 07/03/2012